La ocupación estadounidense de Veracruz de 1914

El "incidente Támpico" y la ocupación estadounidense de Veracruz

El 9 de abril de 1914, funcionarios mexicanos arrestaron a nueve marineros estadounidenses que se habían extraviado y acabaron en un espacio restringido de la pequeña ciudad portuaria de Tampico. Esto desató una crisis diplomática entre México y Estados Unidos que se conoció como el Incidente Tampico. Parecía un altercado menor al principio.

Las autoridades mexicanas se disculparon, pero se negaron a rendir honores a la bandera estadounidense en su propio territorio, condiciones que habían sido exigidas por el comandante naval de los Estados Unidos, el contralmirante Henry T. Mayo.

Sin embargo, el presidente Woodrow Wilson, generalmente considerado un neo-pacifista, decidió intensificar la crisis ordenando los preparativos para la ocupación militar del puerto mexicano de Veracruz. Incluso se adelantó al Congreso al ordenar que las operaciones comenzaran antes de que llegara el permiso del Capitolio.

Ocupación estadounidense de Veracruz de 1914
Reporte de Acción del USS Chester, en Archivos Nacionales y Administración de Documentos de los Estados Unidos (NARA).

El pretexto de Wilson para esta operación, que se parecía más a la “diplomacia del Gran Garrote” de su antecesor Theodore Roosevelt, fue la inminente llegada de un cargamento de armas al puerto para uso del presidente mexicano Victoriano Huerta, considerado enemigo de los Estados Unidos. Irónicamente, las armas procedían de un empresario estadounidense y un traficante de armas ruso que utilizaba un barco registrado en Alemania, el SS Ypiranga. Pero no importaba, había problemas más importantes en juego. La ocupación de Veracruz comenzó el 21 de abril de 1914 y las armas simplemente fueron desembarcadas en otro puerto poco tiempo después.

Ocupación estadounidense de Veracruz de 1914
Hidroavión en el USS Mississippi, yendo a Veracruz, abril de 1914.

La fuerza de ocupación, enviada desde buques de guerra de la Armada de los EE. UU. Ya en alta mar bajo el mando del contralmirante Frank F. Fletcher, estaba formada por varios destacamentos de marines, incluido el 2º Regimiento de Base Avanzada y algunos marineros armados, que ascendían en total a varios cientos de hombres. Aunque los estadounidenses al principio no encontraron resistencia organizada cuando se trasladaron a ocupar el puerto, destacamentos del ejército regular mexicano e incluso algunos cadetes navales comenzaron a contraatacar en el transcurso de la tarde. Los mexicanos lucharon ferozmente a pesar de la falta de un mando central, y durante un tiempo hicieron retroceder a los estadounidenses. Muchos de los participantes estadounidenses en la batalla subsiguiente, en particular los marines, se volverían más tarde conocidos por su servicio en la Primera Guerra Mundial. Entre ellos se encontraba el comandante del  Regimiento de Base Avanzada, el teniente coronel Wendell Neville.

marineros estadounidenses en Veracruz, México.
marineros estadounidenses en Veracruz, México.

Mientras intentaban ocupar los patios de ferrocarril, los marines encontraron una resistencia cada vez más obstinada, no solo de los militares mexicanos uniformados, sino también de civiles armados e incluso prisioneros liberados por las autoridades de la cárcel de la ciudad. Neville fue uno de los que recibirían la Medalla de Honor en la acción subsiguiente, que terminó con los marines y marineros, estos últimos reforzados por casi 400 hombres de la flota, tomando el control de todos sus objetivos al final de la tarde.

Sin embargo, el control estadounidense era tenue y se enfrentó a un escrutinio público cada vez mayor. Sintiendo el peligro de simplemente mantener sus escasas fuerzas a lo largo de la costa, el 22 de abril el almirante Fletcher desplegó un batallón de marines que acababa de ser traído desde Panamá junto con varios cientos de marineros más de una flota en alta mar que ahora incluía varios acorazados.

Luego les ordenó ocupar toda la ciudad de Veracruz. La subsiguiente lucha callejera marcó un interesante preludio de lo que las Fuerzas Armadas de Estados Unidos emprenderían en Alemania, Vietnam e Irak varias décadas después, pero en ese momento todo era nuevo para los estadounidenses no experimentados. El combate se centró en la Academia Naval Mexicana, donde los marineros estadounidenses sufrieron graves bajas antes de que sus acorazados sometieran a los defensores, reduciendo la academia a cenizas.

El capitán Douglas MacArthur se desempeñó como oficial de inteligencia durante la ocupación de Veracruz, que duró hasta noviembre. Aunque los estadounidenses sufrieron menos de 100 bajas contra unas 550 bajas mexicanas, el asunto fue tratado como un logro notable de las armas estadounidenses, y el secretario de Marina Josephus Daniels otorgó la asombrosa cantidad de 56 medallas de honor. Muchos estadounidenses, incluidos algunos de los destinatarios, reprendieron airadamente lo que consideraron un desprestigio para aquella medalla, puesto que consideraban que no todas eran merecidas.

La ocupación de Veracruz ciertamente tuvo consecuencias diplomáticas, acrecentó el sentimiento antinorteamericano en toda América Latina y también ayudó a México a inclinarse hacia el campo pro-alemán durante la Primera Guerra Mundial, para muestra el Telegrama Zimmermann de 1917.

Ocupación Veracruz de 1914
Izado de la bandera estadounidense en el puerto de Veracruz.

Fuente
Biblioteca del Congreso USAHistoria de la Escuela Naval Militar (México)

Artículos Relacionados

Revisa la Política de Privacidad antes de dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario, ¿las aceptas?    Más información
Privacidad