Edad ContemporáneaEn PortadaHistoria

La Conquista francesa de Argel

El inicio de la penetración francesa en el norte de África

La conquista de Argel fue coordinada por el gobierno francés bajo el reinado del rey Luis Felipe I, quien sucedió a Carlos X en 1830, rey que habría declarado la guerra al Dey. El plan ya había sido trazado en tiempos de Napoleón, hacia 1808, a partir de los informes del coronel de ingenieros Vincent-Yves Boutin que se había infiltrado en la Regencia de Argel en misión secreta hacia 1808. El objetivo principal de la expedición militar liderada por el general Bertrand Clauzel era tomar el control del puerto de Argel y establecer una presencia francesa en la región… pero fue a más.

conquista Argelia Francia
Rey Louis-Philippe (1773-1850) de Francia y sus hijos dejando el castillo de Versalles a caballo, 1846) Antoine Charles Horace Vernet

Finalmente, aquella invasión de la importante ciudad portuaria fue vista como una oportunidad para expandir el imperio francés y obtener control sobre los recursos naturales y las rutas comerciales en la región del norte de África. Este conflicto duró 17 años (1830-1847) teniendo un impacto significativo en la historia de Argelia y en las relaciones entre Francia y los países del Magreb.

El casus belli

Se suele decir, que Francia declaró la guerra a Argelia porque en 1827, el gobernante otomano de Argelia, Hussein Dey, exigió a Francia el pago de una deuda por la compra de víveres realizada en 1799 durante la campaña napoleónica en Egipto. Sin embargo, el cónsul francés en la zona, Pierre Deval, no ofreció una respuesta satisfactoria al dey, y en un acceso de ira, Hussein Dey tocó al cónsul con su abanico.

Este incidente fue utilizado por el rey Carlos X, que vio aquí la fórmula perfecta para distraer la atención del público de la situación política interna, como pretexto para romper las relaciones diplomáticas al ser considerada una ofensa grave y una agresión contra un representante de Francia. Pero el plan de invasión venía de muy atrás como hemos comentado

Desembarco e invasión

Aunque la flota francesa acosaba la Regencia de Argel desde el incidente de 1827, las operaciones de conquista comenzaron en 1830, cuando una expedición militar liderada por el general Bertrand Clauzel tomó tierra con el objetivo de controlar el puerto. La flota invasora, compuesta por 103 fragatas y 464 buques de transporte con cerca de 37.000 soldados, era una fuerza bastante considerable para las pequeñas defensas con las que contaba la capital argelina. A pesar de esto, para hacerse con Argel, Clauzel, tuvo que ordenar diferentes operaciones de desembarco y duros combates en los alrededores de la ciudad.

Sería el 14 de junio de 1830, una fecha que quedará grabada en la historia como el día en que la Fuerza Expedicionaria Francesa inició su desembarco en la península de Sidi Fredj, frente a la costa de Argel a 25 kilómetros de la capital. La operación de desembarco fue llevada a cabo con gran precisión y rapidez. Las tropas francesas se dividieron en tres divisiones y, apenas tocaron tierra, avanzaron rápidamente hacia las baterías argelinas de aquel enclave, que capturan sin demasiada resistencia. La división al mando del general Berthezène estableció rápidamente una cabeza de playa para proteger el desembarco del resto de las tropas que fueron constantemente atacadas y hostigadas por exploradores argelinos ocultos, que acosaron a los soldados a modo de guerrilla.

conquista Argelia Francia
Desembarco en el Sidi Fredj el 14 de junio de 1830

A medida que las tropas francesas avanzaban tierra adentro, el enemigo comenzó a hacerse cada vez más visible. La resistencia argelina se intensificó y las emboscadas eran cada vez más frecuentes. Los franceses se encontraban en una posición delicada, en territorio desconocido y con un enemigo que luchaba por su libertad y su tierra. Pero la estrategia militar francesa se acomodaba en su superioridad numérica y en una avanzada tecnología bélica que los argelinos no tenían.

Finalmente, después de varios días de intensos combates, los franceses lograron tomar el control del puerto de Argel. El triunfo fue rotundo, pero no fue fácil ni sencillo. Los franceses tuvieron que luchar con valentía y perseverancia contra un enemigo que no estaba dispuesto a entregarse sin pelear.

Toma de Staouéli

Una de las operaciones más importantes para llegar a Argel, que terminó por se el primer gran éxito militar de esta expedición, fue la toma de Staouéli, un pequeño fuerte situado en una colina a las afueras de la ciudad. La importancia estratégica que les daría sería clave, reconociendo el alto mando francés inmediatamente las ventajas de la posición del fuerte. El ataque comenzó el 19 de junio de 1830, con el desembarco de una fuerza de 300 soldados bajo las órdenes de Charles-Denis Bourmont, un controvertido general (pues había sido partidario del depuesto Carlos X de Francia) que había servido en el ejército francés durante las Guerras Napoleónicas. La lucha fue difícil y sangrienta, más bien a base de cargas a bayoneta, ya que los argelinos, bajo el mando personal de Ibrahim Agha, comandante en jefe de las fuerzas argelinas, soportaron durante horas el avance francés, aunque finalmente lograron tomar el fuerte el 20 de junio sufriendo unas 32 bajas.

conquista Argelia Francia
Attaque d’Alger par la mer, 29 juin 1830 por Théodore Gudin.

Después de la toma del fuerte, los franceses descubrieron que los argelinos habían abandonado la fortificación antes del asalto final. La conquista de Staouéli fue un importante punto de inflexión en la campaña. Les dio su primera posición estratégica en el área cercana a Argel y un lugar seguro para almacenar suministros y armamento; además, con esta victoria le habían dejado claro a los argelinos que no se detendrían ante nada para lograr la victoria.

Sidi Khalef, una resistencia heroica contra el invasor francés

La batalla de Sidi Khalef se produjo poco después del exitoso desembarco en Sidi Fredj. Las fuerzas francesas comenzaron su avance hacia la ciudad de Argel. Sin embargo, los argelinos no iban a permitir un avance sin oposición. El 24 de junio, los argelinos se desplegaron frente a los puestos de avanzada franceses en la meseta de Staoueli, que habían tomado días antes. La 1ª división francesa comenzó a marchar hacia ellos en formación de columna provocando su retirada hacia el pueblo de Sidi Khalef, en el borde de la meseta. Los argelinos se vieron acorralados y obligados a luchar, y lo hicieron valientemente como bien describen las crónicas de la época, pero la superioridad de las fuerzas francesas era evidente.

conquista Argelia Francia
Combates de Sidi Khalef

Después de algunos combates, los franceses lograron una victoria decisiva gracias a una carga de bayoneta. Los argelinos fueron derrotados y sufrieron grandes pérdidas. Por otro lado, las bajas francesas fueron escasas ese día, pero entre los muertos se encontraba Amédée de Bourmont, uno de los cuatro hijos del general francés a cargo de la fortaleza de Staouéli.

Bombardeo de Argel y capitulación

El bombardeo fue llevado a cabo por el almirante Duperré el 3 de julio de 1830, con algunos de sus buques de guerra, en un intento de destruir las defensas costeras de la ciudad. A pesar de ser un evento muy magnificado por la propaganda posterior francesa (prensa, arte e incluso relatos), las baterías de los navíos franceses apenas causaron daños menores en la ciudad portuaria.

El verdadero asedio a la ciudad comenzó por tierra, con el ataque a la fortaleza de Bordj Muley Hassan, una antigua fortaleza otomana que los franceses apodaron “Fort de l’Empereur” en homenaje al emperador Carlos V, pues en ese mismo lugar había sido colocada la tienda del rey de España en 1543 cuando había liberado Túnez de las garras del Imperio Otomano en ayuda de su aliado Muley Hassan —Muhammad V—. En la madrugada del 4 de julio, el general De la Hitte, comandante de la artillería francesa, ordenó fuego contra el pequeño fortín centenario. En el, unos 2000 hombres, lograron resistir durante varias horas a pesar del intenso bombardeo al que fueron sometidos, una proeza que impresionó a los franceses. Sin embargo, cerca de las 10:00 am, los defensores se rindieron y abandonaron la fortaleza. Así, los franceses la cargaron con explosivos y la volaron. Destruyendo así este famoso vestigio de la presencia de España en Argelia.

conquista Argelia Francia
Destrucción de la fortaleza de Moulay Hassan

Con la fortaleza destruida, la ciudad quedó a merced de los invasores. Los franceses colocaron su artillería sobre las ruinas de la fortaleza y comenzaron a intercambiar fuego con las defensas exteriores de Argel. Poco después del mediodía, un enviado del Dey llegó a las líneas francesas e intentó negociar una retirada francesa a cambio de una disculpa oficial al rey de Francia y el reembolso de los gastos de guerra franceses por parte de la Regencia. Los franceses se negaron y poco después dos delegados se acercaron a los franceses y negociaron un armisticio hasta que se pudiera llegar a acuerdos de paz. También propusieron llevar la cabeza del Dey a los franceses, lo que los franceses rechazaron.

Bourmont les dijo que Francia quería la ciudad, su flota, el tesoro de la Regencia y la salida de los turcos de la ciudad y prometió evitar el saqueo de las casas de los habitantes si se aceptaban estos términos. A cambio, se comprometió a respetar la religión y las costumbres locales, y a garantizar la seguridad y el bienestar de la población civil. La capitulación de Argel dio inicio a una prolongada historia de control colonial francés en Argelia, reemplazando así el dominio otomano previo en este territorio.

conquista argel francia

Un punto y a parte

Francia no se conformó con Argel, viendo aquí una oportunidad de oro para un expansionismo colonial y para controlar los recursos de la región. Así, tampoco terminó la lucha contra la dominación colonial francesa, si no que acababa de comenzar. Pronto surgirán figuras como la del Emir Abdelkader, del que hablaremos en otra ocasión, un hombre que trató de hacer entrar en razón a la reina Isabel II para que acudiera en auxilio del pueblo argelino y cuyo legado continúa inspirando a los argelinos y a las personas de todo el mundo que luchan por la justicia y la libertad.

conquista Argelia Francia
Abdelkader ibn Muhieddine en 1860

Miguel Ángel Ferreiro

Militar de carrera, autor de "La Segunda Columna" (Ed.Edaf), director de este proyecto e Historiador del Arte (UNED). Entre África y Europa, como el Mediterráneo.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba