Edad AntiguaEn PortadaHistoriaHistoria Militar

«Veni, vidi, vici»

El origen de una de las grandes frases atribuídas a Julio César

«Veni, vidi, vici» (“Vine, vi, vencí”) es una conocida expresión latina que, según Plutarco en sus “Dichos de reyes y generales”, pronunció Julio César en el 47 a.C. a su amigo Amintsiya en Roma, tras preguntar este sobre la victoria –de Zela–contra el hijo de Mitrídates, Farnaces II.

veni vidi vinci origen frase cesar zela
caracterización de Farnaces II para la ópera de Vivaldi: “Farnace”

Según Suetonio , la frase fue pronunciada ante el Senado romano por César durante su discurso sobre su victoria póntica en la Batalla de Zela. El César no habló de los avatares de la guerra, como de costumbre, sino que con esta frase quiso incidir sobre la velocidad de su finalización.

La Batalla de Zela

Roma estaba inmersa en su Segunda guerra civil, protagonizado por el enfrentamiento de Julio César contra la facción tradicionalista y conservadora del senado liderada militarmente por Pompeyo Magno. Los combates se produjeron a lo largo de todos los dominios de Roma, especialmente en Oriente Medio.

veni vidi vinci origen frase cesar zela
Campaña de César hasta Zela

Farnaces II —hijo bastardo de Mitrídates VI Eupator, al que sucedió en el Reino del Ponto— había aprovechado estos problemas internos de Roma para expandir sus dominios: invadió Colchis y parte de Armenia. El rey armenio Deiotarus, vasallo de Roma, pidió ayuda al lugarteniente cesariano de la provincia de Asia, Domicio Calvino. Éste trató de alcanzar la paz con Farnaces por medio de la diplomacia, pero fracasó.

A César, le entraron las prisas por solucionar este problema y tomó una decisión ofensiva decisiva. Sus fuerzas eran inferiores a las tropas del Ponto y estaban muy desplazados. Farnaces no esperó a la acción de Julio César y atacó rápidamente a las fuerzas romanas de Domicio, obteniendo la victoria (Batalla de Nicópolis del 48 a.C.). Se dice que tras esta victoria, Farnaces, ordenó castrar a todos los romanos capturados.

Confiado por su victoria quiso recuperar el antiguo reino de su padre, el Ponto e invadió también parte de Capadocia. César tuvo noticias de los hechos en Egipto e inició de inmediato la marcha hacia el Ponto para enfrentarse a Farnaces. El enfrentamiento entre César y Farnaces tendría lugar al norte de Capadocia, cerca de la ciudad de Zela.

veni vidi vinci origen frase cesar zela
César y la reina de Egipto

César salió el 7 de junio del 47 a. C. de Alejandría, las cosas no iban bien en la capital republicana, lo que le obligaba a terminar la campaña asiática la más rápido posible, Farnaces estaba siendo un caro contratiempo.​ Por el camino, numerosos aliados locales —y detractores de Pompeyo—le fueron ofrecieron tropas,​ como la legión de Deyótaro, formada por reclutas de Galacia. Llegó a Ponto y formó a su única legión, la veterana VI «Victrix», agregando una legión auxiliar con los supervivientes del desastre de Nicópolis.

Farnaces II ocupó y fortificó las colinas cercanas a Zela, un lugar donde su padre había vencido a los romanos de Pompeyo en el 67 a. C. en alguna ocasión, esperando repetir el éxito (aunque luego resultaría derrotado). César estaba acampado a 8 kilómetros de distancia, pero en la noche del 31 de julio se aproximó secretamente a las posiciones enemigas.

Tras días de mutua vigilancia, Farnaces, haciendo alarde de su desprecio a las tropas romanas, formó su ejército mientras el ejército de César estaba trabajando en las fortificaciones. César creía que era una demostración de fuerza, para distraer a sus soldados de las obras de fortificación, pero de repente comenzaron a bajar de la posición hacia el valle en dirección a los romanos. Julio César dio enseguida la orden de abandonar los trabajos y que todos los legionarios tomaran las armas.

veni vidi vinci origen frase cesar zelaLa batalla comenzó de repente, pero la VI legión se pudo pertrechar en un tiempo récord, formar y aguantar su posición. Las tropas de Farnaces, tras bajar de su colina, comenzó a subir la colina en la que situaban los romanos, quedando expuestos a cualquier ataque con proyectiles.

César no podía creer lo que estaba presenciando, más tarde escribiría que aun no se creía que un líder militar sensato ordenara subir una colina de forma desordenada exponiéndose a tanto peligro táctico. Una de las joyas del ejército del Ponto: los carros, fueron inútiles al ralentizarse en la subida. Además, el flanco que eligieron estaba cubierto por los veteranos de la VI Legión. No hubo piedad.

veni vidi vinci origen frase cesar zela

Así fueron sucumbiendo en esta desastrosa maniobra, quedando sólo sus cohortes más fieles —en reserva— dentro de su campamento fortificado, pero estas poco pudieron hacer ante el asalto romano que se les venía encima. Al ver como César avanzaba hacia ellos corrieron desordenadamente ​colina abajo. César, tras tomar el campamento de su enemigo, repartía el botín entre sus soldados, rehusando quedarse con el porcentaje correspondiente al general. Licenció a los auxiliares y mandó de regreso a Italia a la VI legión.

La campaña contra Farnaces apenas duró cinco días, quizás no fue tan rápida y contundente por las acciones de César que por las imprudencias del enemigo. Otra de las frases que dijo César tras aquella victoria fue: “Ya veo lo fácil que fue para Pompeyo ser conocido como el Grande, derrotando a estos pobres que no saben ni cómo luchar” .

Miguel Ángel Ferreiro

Militar de carrera, Historiador del Arte (UNED) e investigador. Entre África y Europa, como el Mediterráneo.

Artículos Relacionados

Revisa la Política de Privacidad antes de dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario política de cookies. Lea nuestra Política de Privacidad adaptada al nuevo reglamento GDPR.01/05/2018

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Debido al exceso de plagios hemos cancelado esta opción. Sentimos las molestias !!
Close
Close