Cinco películas en las que verás errores históricos

A las personas que nos gusta el cine y la Historia podemos estar contentos porque existen infinidad de películas ambientadas en algún periodo histórico. Las hay para todos los gustos y de todos los “colores”. Hay muchas posibilidades de elección, pero hay que tener cuidado con ellas, porque no deben servirnos de referencia para aprender Historia, ya que algunas, si no estamos atentos o no tenemos muchos conocimientos históricos, nos pueden confundir porque cometen errores de bulto o no mantienen un mínimo rigor

Fotograma de la película “Gladiator”. (Fuente: Sensacine)

Las películas históricas siguen produciéndose porque tiene mucho público, e incluso las series (en otro artículo analizaré lo errores de algunas de ellas). Algo que se hace mucho es crear una película —o serie— con un contexto histórico, darle vida a unos personajes que tuvieron su papel en la Historia y crear un argumento con esto sin mantener rigor y abusando de “licencias” históricas. También están las que son biográficas (biopics) y no se salen del guión (nunca mejor dicho), sin crear otro argumento que no sea el de la propia vida del protagonista, aunque otras se pasan.

A veces, no solo por desconocimiento, muchas productoras realizan películas para hacerlas más atractivas al público y comercializarlas bien, porque de cara a su venta, conviene vender un producto adulterado, ya que se ha invertido mucho dinero en él y obviamente… no es cuestión de perder dinero.

En este artículo me voy a poner exigente y meticuloso, dentro de mis límites, y voy a analizar varias películas con sus pequeños errores y otros de bulto, así que voy a citar uno a uno cada error y lo explicaré.

Gladiator (2000)

Cartel de la película “Gladiator”. (Fuente: Wikimedia)

Para comenzar voy a analizar la película de la primera imagen del artículo y la de portada: “Gladiator”. Es una gran película, personalmente la he visto muchas veces, pero anda muy escasa de rigor histórico y tiene muchos fallos, aunque de acción y aventuras anda bien sobrada, que eso es lo que la hace tan atractiva al espectador. Analicemos los principales errores:

  • Error 1º: Al comienzo de la película, en la escena de la batalla se puede ver como antes de enfrentarse al ejército germano el romano está emplazado en el campo de batalla y cuentan entre las tropas con máquinas de asedio, pero esto es un error, las máquinas de asedio se usaban para asediar fortificaciones, no para combatir al enemigo en una batalla campal.
  • Error 2º: Nuevamente en la escena de la batalla, los germanos portan escudos pictos, pueblo que poblaba los territorios de la actual Escocia.
  • Error 3º: Continuando en la misma escena, cuando los legionarios romanos avanzan hacia la la masa de germanos y reciben una breve lluvia de flechas por partes de estos, usan la formación tortuga, pero lo sorprendente es que lo consiguen con solo dos líneas de hombres, insuficiente para formarla correctamente.
  • Error 4º Una vez que el ejército romano y el germano chocan sus líneas aparece por detrás la caballería romana a través del bosque, cuando la caballería no cabalgaría en esos espacios, siempre buscaría cargar en espacios abiertos. Otro error que se puede apreciar en esa escena es que la caballería cabalga con estribos, cuando la película está ambientada en el 180 d.C. y no hay noticias de su adopción por los romanos hasta después de la caída del Imperio Romano de Occidente.
  • Error 5º: El emperador Marco Aurelio (Richard Harris) no murió asfixiado por su hijo Cómodo (Joaquin Phoenix), murió por la peste.
  • Error 6º: Cómodo, el emperador, no murió en la arena a manos de Máximo (Russell Crowe), el protagonista de la película, sino en el baño a manos de un luchador llamado Narciso.

300 (2007)

Cartel de la película “300”

Además de esta hay otra película titulada “300: el origen de un imperio”, ambientada en la batalla de Maratón y de Salamina. La que voy a analizar es la primera, que está ambientada en la invasión persa de Grecia y en la batalla de las Termópilas desde el lado espartano. Teniendo en cuenta que es una película con escenas “tipo cómic” —no en vano se basa más en la novela gráfica que dibujó Frank Miller más que en la historia real (tengan esto siempre en cuenta)— tiene errores que, cometiéndolos, de cara al espectáculo queda muy bien.

  • Error 1º: Evidentemente los espartanos no portaban ese abdomen marcado a la perfección gracias a unos niveles de grasa corporal bajísimos, llevaban una vida austera y su alimentación no era muy abundante, pero tampoco como para marcar tanto el abdomen.
  • Error 2º: El uso de armadura brilla por su ausencia entre las filas espartanas.
  • Error 3º: Para darle protagonismo a los espartanos, se ha dejado muy en segundo plano al resto de griegos que combatieron en esa batalla como fueron los 400 tebanos y 700 tespianos, y que los superaban en número.
  • Error 4º: En esta película nos presentan la total aniquilación de los 300 espartanos que se quedaron para combatir cuando estaban rodeados por los persas, pero sobrevivieron dos de ellos. Sobre esto hablé en este artículo: http://ow.ly/kxuM30gryby
  • Error 5º: En esta película a los Inmortales persas se les presenta como unos guerreros samuráis con mascaras imponentes que nunca portaron y armados con dos espadas, cuando combatían con lanzas y escudo.
  • Error 6º: En este largometraje aparecen gigantes con cuernos y “magos”.
  • Error 7º: El rey persa Jerjes I (Rodrigo Santoro) no era tan alto y llevaba barba, en la película es grande, con la cabeza afeitada y sin barba.

Apocalypto (2006)

Cartel de la película “Apocalypto”. (Fuente: Sensacine)

Esta película fue dirigida por Mel Gibson, y como otras películas dirigidas por él, como “La Pasión de Cristo”, no estuvo exenta de polémica. En esta película la polémica está en su representación inexacta de las culturas precolombinas y en los anacronismos que se dan en la película.

  • Error 1º: Los actores mexicanos indígenas tienen facciones duras y narices prominentes, que los asemejan más bien a los aztecas, no a los mayas.
  • Error 2º: Los prisioneros destinados al sacrificio son capturados en una “caza” más típica de las guerras floridas que llevaban a cabo los aztecas, no de los mayas, que era el pueblo protagonista de esta película.
  • Error 3º: Por las vestimentas que llevan los actores en la película, son de la época clásica maya de los siglos V y X. La película finaliza con la llegada de los españoles, cuando los españoles llegaron a la zona en 1502, por lo que se produce un anacronismo ENORME.

Braveheart (1995)

Cartel de la película “Braveheart”. (Fuente: Sensacine)

Volvemos a hablar sobre la figura de Mel Gibson, pero esta vez en su papel de actor. En 1995 Gibson protagonizó una película que raro es que alguien no la conozca; este largometraje obtuvo 11 nominaciones a los premios Oscar, de los cuales ganó 5, incluyendo Mejor Película. En mi opinión, sus escenas de batallas son espectaculares, pero como las anteriores películas que hemos analizado, estas escenas y otras más también tiene errores.

  • Error 1º: William Wallace (Mel Gibson) no era un campesino como nos lo presenta la película, según los historiadores era un aristócrata escocés.
  • Error 2º: El uso del kilt (falda escocesa) comenzó a utilizarse en el siglo XVIII, 500 años después del nacimiento de Wallace.
  • Error 3º: Los escoceses para la batalla no se pintaban la cara de azul, lo hacían los pictos, pueblo que habitó Escocia en tiempos de la invasión romana.
  • Error 4ª: En la batalla de Stirling falta un puente, el puente que fue clave para que los escoceses se hiciesen con la victoria, ya que al ser inferiores en numero con respecto a los ingleses, obligaron a estos a que por la estrechez del puente, solo podían pasar 4 o 5 caballeros a la vez, lo que en el cuerpo a cuerpo igualaba las fuerzas.
  • Error 5º: En la batalla de Falkirk, no hubo irlandeses que se cambiaran de bando como vemos en la película.

1898. Los últimos de Filipinas (2016)

Cartel de la película “1898. Los últimos de Filipinas”. (Fuente: filmaffinity)

Esta película ha recibido muchas críticas, y por mi parte también las recibe, porque creo, que como mucha gente pensará, se podía haber hecho algo mejor. Este largometraje es bélico y a la vez antibelicista (sí, suena raro pero es así), y se ha producido juzgando hechos pasados con los ojos de la actualidad, y eso es un enorme error. Tampoco se tienen en cuentan los valores del deber y compromiso de un militar, y más los de la época.

Muchos españoles nunca entenderemos el motivo por el cual no se hacen buenas películas históricas en casa (a excepción en mi opinión de “Zona hostil”), se podría decir que, como muchos, los productores de películas se sienten culpables de nuestra Historia, pero bueno, eso ya nos lleva a otros temas que nos alejan de lo que realmente nos atañe en este caso. Esta película es muy criticable y contiene errores aunque las escenas de combate consiguen trasladar al espectador la angustia de los hombres que estaban atrincherados en la iglesia de aquella pequeña población de Filipinas, Baler.

A nivel de acción y de reparto, yo le doy un aprobado. Al principio de la película se nos avisa de que algunos nombres, personajes y situaciones no corresponden con la realidad, pero aún así, el análisis será riguroso. Lamento que una gesta como esa se desprestigie con esta película.

  • Error 1º: En la película, junto a los militares presentes en la población de Baler, hay un fraile franciscano (Karra Elejalde), se presenta como un fraile “yonki” que está enganchadísimo al opio. Personalmente no veo necesidad de esto si no fue así.
  • Error 2º: Antes de que los últimos defensores llegasen a la población, había 50 cazadores, un cabo, cuatro guardias civiles filipinos y el teniente Mota, de 18 años; no había ningún sargento Jiménez (Javier Gutiérrez) que quedase como único superviviente tras el ataque filipino que se nos presenta al comienzo de la película.
  • Error 3º: El soldado protagonista (Álvaro Cervantes) y que torpemente habla con acento andaluz, no existió, es una licencia histórica más de la película.
  • Error 4º: Demasiada importancia se les da a los desertores en este largometraje, sobre todo a uno de ellos, que en vez de huir de la zona, se queda allí como si se le fuese la vida en ello, intentando convencer a los españoles atrincherados de que es inútil su lucha. Personalmente —y como militar que fui—, no entiendo qué pretenden transmitir con esto, porque un desertor busca huir de la zona de combate y una vez logrado esto, no incita a sus antiguos compañeros (a los que ha abandonado) a dejar la lucha.
  • Error 5º: Al final de la película, cuando ya los españoles se disponen a abandonar la iglesia, el sargento Jiménez (Javier Gutiérrez) grita: “¡A la mierda España!”. Este comentario lo veo impropio de un soldado español del siglo XIX, ya que por muy mal que estuviese la situación, un militar de esa época no diría semejante comentario, menos siendo suboficial y delante de sus subordinados.

Este artículo de análisis está escrito desde mi punto de vista, así que espero sus comentarios para conocer sus opiniones sobre ellas. Para no hacer demasiado extenso este artículo de análisis, algunos errores los he pasado por alto, por eso también espero sus comentarios para añadir los que consideremos importantes.

Etiquetas

Antonio José Pérez Sánchez

Empresario y exmilitar. Mi pasión es la Historia, ya desde pequeño mis primeras lecturas eran sobre personajes y acontecimientos históricos, y hoy sigo con esa sed infinita de conocimientos históricos. Amante de la Historia, del deporte y del Real Betis Balompié. Devorador insaciable de libros.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Te podría interesar...

Close
Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
Close
A %d blogueros les gusta esto: